Economía Circular y sus Ventajas

El término “Economía Circular” hace referencia a un flujo o cadena cerrada en donde no hay desperdicio de recursos. De modo que todo se utiliza y se reduce desechos y emisiones de gases de efecto invernadero. Es decir, desde hace mucho y sobre todo en los dos últimos siglos el ser humano ha vivido bajo un flujo lineal o economía lineal. Esto quiere decir que usa los recursos de la siguiente forma: Extrae – Produce – Consume – Deja un desperdicio.

Lo que la economía circular plantea un flujo o cadena económica cerrada, para que sea aproveche en su totalidad los recursos. Y no genere desechos y una repercusión aún mayor en el medio ambiente.

De dónde surge la economía circular

Surge como una forma de mitigar y cambiar el hábito y conciencia de producción y economía que hasta ahora se ha llevado a cabo. Ya que el ser humano es el único que genera basura con su forma de vida. En el caso de Latinoamérica este genera cerca de 541.000 toneladas, cerca de un kilo diario por persona. Lo que representa alrededor de un 10% de la basura mundial.

Un problema aún mayor es la explotación de recursos y los residuos que deja. La industrialización y el urbanismo tienen gran aporte de contaminación porque el 66 por ciento de la población vive en ciudades. Ciudades que usan materiales extraídos de la naturaleza para construir, casas, escuelas, hospitales, carreteas, fabricas, sistemas de transporte, desagües, etc.

Adriana Zacarías, coordinadora Regional de Eficiencia de Recursos para América Latina y el Caribe en ONU Medio Ambiente. Explica que:

“Básicamente, sería decir que tenemos que inspirarnos en la naturaleza en donde no existe el concepto de desperdicio. Todo lo que la naturaleza genera es un insumo o alimento para otro organismo. Pensemos en el bosque, las hojas de un árbol se convierten en abono para la tierra; un animal muerto, llega otro y lo come. Todo es un flujo cerrado en lo que todo fluye”.

¿Cómo llevar a cabo la Economía Circular?

Lo imprescindible es reducir el uso y la extracción de los recursos del medio ambiente, permitiéndoles que aquellos recursos se regeneren y no se agoten. Con este cambio mejorará el ambiente, se cambiarán las prácticas, se reducen los costos de las empresas en materia prima nueva. Lo que es ganancia para el planeta, sus habitantes y sin repercutir en los ingresos económicos.

Ciertamente suena poco viable pero si se tuviera la práctica de reparar, reciclar, reutilizar y re fabricar los productos, como antiguamente se hacía con las botellas retornables por ejemplo, sería impresionante. De este modo la práctica de devolver la botella para ser reembolsada disminuye el costo de materia prima. Por ende el producto mantendría un precio más accesible y lo más importante no genera residuos o desechos.

  • Esto aplicaría a todo tipo de ámbito, los residuos de aceites automotores, residuos tecnológicos, reciclaje de metales, plásticos, etc. De modo que si es reparable puede ser reutilizado por alguien ya que la oferta-demanda alguien puede necesitar o querer dicho producto/objeto. Los cuales pueden ser vendidos claramente como de segunda mano o restaurados profesionalmente, lo que generaría trabajo para técnicos y vendedores. Y en caso de hacer una empresa de venta de estos artículos daría trabajo a empacadores, percheros, etc.
  • De igual forma reciclar materiales de cartón, plástico, latas, etc., para reutilizarlo en re fabricar materia prima a base otro objeto que ya cumplió un ciclo de utilidad.
  • Por parte de los residuos orgánicos servirían como composta. Metiéndolos bajo tierra para que hagan su descomposición ahí y comience un proceso de fertilización natural con residuos orgánicos. Dando píe a la creación de una empresa recolectora de residuos orgánicos. Que a su vez preste el servicio de regenerar suelos desgastados por el mono cultivo o destruidos y desmineralizados por la desertificación, etc.

Dificultad de realizar la economía circular

El problema radica en su dificultad de ser aplicado en todo el mundo, regiones, ciudades, poblados, etc. Ya que hay un gran contraste entre países como Japón que tiene una fuerte cultura de reciclaje y ya está muy arraigada. Contando con plantas enteras dedicadas al reciclaje, las cuales también generan empleo. En donde sus propias leyes y políticas premian ese comportamiento.

A países de latino américa y el caribe en donde no hay cultura de reciclaje, no se sabe cómo reciclar. No hay políticas que fomenten o mantengan un orden al respecto los residuos de los ciudadanos, fábricas, etc. Y peor aún si reciclan aunque el ciudadano recicle el servicio o sistema de recolección de basura junta todo en un gran contenedor. Ya que para empezar no hay lugares específicos con recipientes específicos en donde dejar los diferentes tipos de basura.

Por esta razón la ONU Medio Ambiente se encuentra apoyando y trabajando en áreas de:

  • Medición del flujo de materiales para generar mayor conocimiento y entendimiento del ciclo de vida de los productos. Y poder cerrar los ciclos de producción o cómo cruzar insumos de un ciclo de producción con lo que serían residuos en otros.
  • Examinar los marcos regulatorios y desclasificar como basura los residuos que pueden reutilizarse.
  • Generar incentivos para economía verde, como inversiones en innovación, infraestructura y tecnología para aumentar la eficiencia productiva.
  • Cambiar las regulaciones para que los productos sean más duraderos.

Hasta que no existan estos cambios en políticas que regulen a los ciudadanos y empresas, no podrá ver un gran cambio y sobre todo una adherencia a esta nueva práctica que permita mantenerlo en el tiempo.

Artículos relacionados

Fuente

Lafuente, A. (12 de diciembre de 2018). ¿Qué es la economía circular y cómo cuida del ambiente? Noticias ONU. Recuperado de https://news.un.org/es/interview/2018/12/1447801

Deja un comentario